Posted on Nov 30, 2018 in Escritura, Estudiantes Pregraduados | 0 comments


Grotesco

por Mara Díaz

El niño bebió la poción que había recibido de la bruja. Él pensó que la poción lo transformaría en el tipo de hombre guapo que le gustaría a su amiga. Él quería ser un hombre muy guapo para que su amiga le amaría. Él estaba enamorado de ella, entonces no le importo que la poción fuera permanente. Pero después de beber la poción, su cuerpo empezó a cambiar para peor. El niño sintió que su pecho crecía y al principio pensaba que eran grandes músculos pectorales. Estaba equivocado. También sintió una sensación extraña entre sus piernas. Cuando la transformación se estaba completa, el niño fue al espejo para admirar su nuevo cuerpo guapo para su amiga. Pero él no transformado a un hombre guapo, sino una mujer hermosa. “Pero ¿qué es eso? Oye bruja, explícalo,” él demando. “Yo deseaba ser el hombre de los sueños de mi amiga!” La bruja se río y después respondió, “Tu amiga no tiene sueños de hombres, querido. Ella es lesbiana.”